Aprender a orar I

Sin categoría Dejar un comentario
8397 visitas

Para esta pedagogía de la santidad es necesario un cristianismo que se distinga ante todo en el arte de la oración.  Pero sabemos bien que rezar tampoco es algo que pueda darse por supuesto. Es preciso aprender a orar, como aprendiendo de nuevo este arte de los labios mismos del divino Maestro, como los primeros discípulos: « Señor, enséñanos a orar » (Lc 11,1). En la plegaria se desarrolla ese diálogo con Cristo que nos convierte en sus íntimos: « Permaneced en mí, como yo en vosotros » (Jn 15,4). Esta reciprocidad es el fundamento mismo, el alma de la vida cristiana y una condición para toda vida auténtica.

Juan Pablo II, Novo milenio ineunte

image046



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo






Leave a Reply

Nano Crespo
 
A %d blogueros les gusta esto: