Las Jornadas Mundiales de la Juventud, tiempo de gracia y comunión a pesar de las divisiones

Cristianismo, Sociedad 1 Comentario »
18932 visitas


Este verano tendré la oportunidad de participar en las JMJ. Vivo en Italia y no puedo negar que el reencuentro con la iglesia española, con nuestros jóvenes, con mis hermanos marianistas me emociona.
Me produce algo de tristeza comprobar que en nuestra iglesia española claramente dividida vuelven a polarizarse las posiciones. La Iglesia ha sufrido de divisiones internas desde los primeros tiempos, lo cual es un motivo para reconocer humildemente nuestro pecado, para buscar más al Señor y menos a nosotros mismos. Desgraciadamente a veces la división llega a ser fractura y guerra abierta.

Creo que los agentes de pastoral debemos escuchar ser conscientes de todo esto pero no envenenarnos. Nos toca trabajar más que nunca con un corazón esponjado, misericordioso, reconciliador, integrando las diferencias, a veces soportándolas, y aportando lo mejor de nosotros mismos y nuestras comunidades. Trabajamos en la viña del Señor, no en la nuestra. Este acontecimiento eclesial será un evento donde abundará la gracia del Señor, su presencia, un encuentro culmen para muchos jóvenes que ya viven su fe en pequeñas comunidades y ahora podrán visibilizar la Iglesia universal y un empuje para los que empiezan. No podemos dejar pasar esta oportunidad.



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez

Etiquetas: , , , , , , ,