Permanecer

Buenos Libros, Cristianismo, Meditación 1 Comentario »
19281 visitas

Cuando nos preguntamos honestamente qué persona en nuestra vida significa más para nosotros, a menudo encontramos que son aquellos, quienes en vez de dar muchos consejos, soluciones, o curas, han escogido compartir nuestro dolor y tocar nuestras heridas con una tierna y suave mano.
El amigo que puede estar callado con nosotros, en un momento de desesperación o confusión, que puede permanecer con nosotros en una hora de dolor o aflición, que puede tolerar el no saber, el no curar, el no aliviar… y enfrentar con nosotros, la realidad de nuestra impotencia. Ese es un amigo que se preocupa por nosotros.

La voz interior del amor- Henri J. Nouwen
Via Todo es Don



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez


Quien tenga miedo…

Meditación 3 Comentarios »
15323 visitas

Quien tenga miedo a andar, que no se suelte de la mano de su madre; quien tenga miedo a caer, que permanezca sentado; quien tenga miedo a escalar, que siga en el refugio; quien tenga miedo a equivocarse de camino, que se quede en casa… Pero quien haga todo eso ya no podrá ser hombre, porque lo propio del hombre es arriesgarse. Podrá decir que ama, pero no sabe amar, porque amar es ser capaz de arriesgar por otros.

Vientos de libertad. Julián Ríos.

Tomado de pastoralsj



Escrito por María Arias Cabello Bio de  María Arias CabelloEntradas escritas por María Arias Cabello


¿Qué música suena en tí?

Meditación 1 Comentario »
16880 visitas
¿Qué música suena en tu corazón?
Tu música Señor, sólo se percibe cuando conectamos desde nuestro corazón, desde nuestro fondo…
De corazón a corazón


Escrito por María Arias Cabello Bio de  María Arias CabelloEntradas escritas por María Arias Cabello


Latidos de Dios

Cristianismo, Meditación 9 Comentarios »
18777 visitas

Latidos de Dios

Con los ojos pegados por el cansancio, la espalda dolorida del duro trabajo y la mente llena de ruidos, vengo a tus brazos Señor. Acurrucado en tu pecho siento latir tu corazón, y todo vuelve a estar en calma, como el primer día.
En el silencio de la oración siento latir tu corazón.

Imagen tomada de pARTido



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez


¿A dónde he llegado después de lo vivido?

Cristianismo, Meditación 1 Comentario »
17767 visitas

Hace unos días una amiga, que estuvo hace poco haciendo el Camino de Santiago, me enviaba esta foto que hizo llegando a Santiago, de un pergamino con una reflexión grabada.

fraydino La Faba

Aunque hubiera recorrido todos los caminos,
cruzado montañas y valles
desde oriente hasta Occidente,
si no he descubierto la libertad de ser yo mismo
no he llegado a ningún sitio.

Aunque hubiera compartido todos mis bienes
con gentes de otra lengua y cultura,
hecho amistad con peregrinos de mil senderos
o compartido albergue con santos y príncipes,
si no soy capaz de perdonar mañana a mi vecino
no he llegado a ningún sitio

Aunque hubiera cargado mi mochila de principio a fin
y esperado por cada peregrino necesitado de ánimo,
o cedido mi cama a quien llegó después
y regalado mi botellín de agua a cambio de nada,
si de regreso a mi casa y mi trabajo no soy capaz
de crear fraternidad y poner alegría, paz y unidad,
no he llegado a ningún sitio.

Aunque hubiera tenido comida y agua cada día
y disfrutado de techo y ducha todas las noches
o hubiera sido bien atendido de mis heridas,
si no he descubierto en todo ello el amor de Dios,
no he llegado a ningún sitio.

Aunque hubiera visto todos los monumentos
y contemplado las mejores puestas de sol;
Aunque hubiera aprendido un saludo en cada idioma,
o probado el agua limpia de todas las fuentes,
si no he descubierto quién es autor
de tanta belleza gratuita y de tanta paz
no he llegado a ningún sitio.

Si a partir de hoy no sigo caminando en tus caminos,
buscando y viviendo según lo aprendido;
Si a partir de hoy no veo en cada persona,
amigo y enemigo, un compañero de camino;
Si a partir de hoy no reconozco a Dios,
el Dios de Jesús de Nazaret,
como el único Dios de mi vida,
no he llegado a ningún sitio

Fraydino
La Faba

Lo aplico al final de cada uno de mis caminos



Escrito por Sergio Miguel Martín Bio de  Sergio Miguel MartínEntradas escritas por Sergio Miguel Martín


Carta a Dios

Meditación, Testimonio de vida 573 Comentarios »
23000 visitas

¿Querido Dios, Hola Dios, Estimado Dios…? ¿Escribirle una carta a Dios? Quizá hoy día, sería mejor escribirle un e-mail, no? Igual leyendo la que escribo aquí abajo, te ayude a escribir la tuya propia…si es que te gusta escribir… a veces es bueno poner por escrito aquello que de viva voz no somos capaces de decir…

images.jpg

LA CARTA IMPOSIBLE

Dolores Aleixandre, RSCJ Biblista

No estoy segura de ser capaz de escribirte una carta. ¿Cómo empezaría? ¿«Querido Dios»? No me gusta llamarte por ese nombre, el mismo con el que podría invocarse a Marduk, a Baal o a Zeus. Cuando Moisés te preguntó cómo debería llamarte, le contestaste con una evasiva: «Soy el que estará contigo» (Éxodo 3,14), que era como pedirle que dejara consumirse en el fuego de la zarza un deseo que escondía pretensiones de posesión, para mantenerse atento solamente a tu Presencia inasible e incontrolable. Por eso llevo tiempo tratando de que mis sentidos se dejen rozar por ella, segura de que, como decía Job, mi tronco seco, al olfatear el agua, reverdecerá (Job I4, 8). Y por eso trato de respirar con atención por si, entre mil aromas, reconozco el que se derrama en tu Nombre (Cantar de los Cantares 1,2).

A veces, en alguien o en algo, me parece sentir tu contacto, y mi corazón atesora entonces con cuidado esos momentos fugaces de roce para que, cuando la voz de mis sombras intente convencerme de tu ausencia y mis ojos no sean capaces de reconocerte en medio de la oscuridad…

Leer el resto de este mensaje »



Escrito por María Arias Cabello Bio de  María Arias CabelloEntradas escritas por María Arias Cabello


Un baile con Dios

Meditación, Oración 4 Comentarios »
24111 visitas

El baile. Ese movimiento al compás de la música que te hace moverte hasta el infinito con tu pareja. Baile de salón, hip-hop, baile flamenco, salsa, vals, tango…¿y si Dios te propusiera bailar? Hay una invitación esperando respuesta…

…Estará lleno de gozo por tí, con su amor te dará vida nueva, bailará y gritará de alegría por tí…”

(Sof 3, 17-20)

baile.jpg

Dios nos lleva danzando y caminando, porque le pone un tono de fiesta, de movimiento, de entusiasmo al asunto. “Entusiasmo” es el sentimiento de experimentar que Dios está con nosotros. Es importante conocer el modo, el ritmo como Dios quiere que yo vaya danzando, con entusiasmo, sino, corro el riesgo de no bailar o andar arrastrado.

Además, lo típico de la danza es saber el “paso” de la pareja, es más bien que saberlo, intuirlo, y entonces, el baile es muy bonito; llena de alegría el irse desplazando rítmicamente. Lo que se acostumbra en la danza es que uno “lleva al otro”, sino, andamos a tropezones y pérdida de ritmo.

Invitación: a dejarme llevar, a abandonarme sin querer controlarlo todo. El Señor nos hace sentir su paso, que no lo siento extraño. La mejor manera de intuir el paso de baile es estar cerca y mirar a los ojos. En esa mirada se comunica todo un lenguaje corporal hermoso. Quizás al comienzo el paso te parece difícil o desconocido, pero en el fondo verás que te va bien y sale bien…

Esa danza que Dios te sugiere te hace sacar lo mejor de tí, aunque el comienzo no te pareciera. No puedes olvidar que tú no eres quién conduce, te darás cuenta que eres llevado. Eso es lo que quiere decir andar en la fe. La palabra fidelidad en hebreo puede traducirse como ser llevado en brazos. En el baile soy yo llevado en sus brazos. En el baile soy yo llevado en su brazo íntimo. Este paso que es el deseo de Dios para ti, no sólo se alía con tus deseos profundos, sino que te brinda aún más intimidad, se convierte en camino, es un proyecto para vos…

Y toda esa danza está orientada a generar la gran danza de la humanidad. La gran danza de la fiesta en la cual las personas pobres y pecadoras son las primeras en ser invitadas, para que en conjunto vayamos cambiando un poquito  el rostro del mundo, limpiándoles las lágrimas amargas, para que broten lágrimas de alegría, de consuelo, de descanso y hermanadas.

Baile, el paso de baile y los deseos profundos están entrelazados, en un diálogo de deseos.

Reflexión de Carlos Cabarrús




Escrito por María Arias Cabello Bio de  María Arias CabelloEntradas escritas por María Arias Cabello


Hazte don…

Meditación, Oración 10 Comentarios »
22134 visitas
Lavatorio de los pies

Antes de la fiesta de la Pascua, sabiendo Jesús que había llegado su hora de pasar de este mundo al Padre, habiendo amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el extremo. Durante la cena, cuando ya el diablo había puesto en el corazón a Judas Iscariote, hijo de Simón, el propósito de entregarle,sabiendo que el Padre le había puesto todo en sus manos y que había salido de Dios y a Dios volvía, se levanta de la mesa, se quita sus vestidos y, tomando una toalla, se la ciñó. Luego echa agua en un lebrillo y se puso a lavar los pies de los discípulos y a secárselos con la toalla con que estaba ceñido. Llega a Simón Pedro; éste le dice: «Señor, ¿tú lavarme a mí los pies?» Jesús le respondió: «Lo que yo hago, tú no lo entiendes ahora: lo comprenderás más tarde.» Le dice Pedro: «No me lavarás los pies jamás.» Jesús le respondió: «Si no te lavo, no tienes parte conmigo.» Le dice Simón Pedro: «Señor, no sólo los pies, sino hasta las manos y la cabeza.» Jesús le dice: «El que se ha bañado, no necesita lavarse; está del todo limpio. Y vosotros estáis limpios, aunque no todos.»

Lc 13, 1- 10


Escrito por María Arias Cabello Bio de  María Arias CabelloEntradas escritas por María Arias Cabello


Ven Espíritu Santo VI

Meditación 1 Comentario »
14876 visitas

Espíritu Santo

Via pARTido



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez


Ven Espíritu Santo V

Meditación 2 Comentarios »
14906 visitas

Espíritu Santo

Via pARTido



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez


Ven Espíritu Santo IV

Meditación No hay comentarios »
14713 visitas

Espíritu Santo

Via pARTido



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez


Ven Espíritu Santo III

Meditación No hay comentarios »
14168 visitas

Espíritu Santo

Via pARTido



Escrito por Daniel Pajuelo Vázquez Bio de  Daniel Pajuelo VázquezEntradas escritas por Daniel Pajuelo Vázquez


Página 31 de 39« Primera...1020...2930313233...Última »