Invoca a María III

Sin categoría 1 Comentario »

Me gusta sentirme madre.
Me gusta sentirte mío.
Me gustas cuando me miras.
Me gustas cuando te miro.

Lo que más de ti me gusta,
lo que más de ti yo ansío.
Lo que le pido a la vida,
lo que a Dios yo le suplico.

Que no nos separe nada,
ni la muerte, ni el destino;
que no se rompan los lazos
de tu corazón y el mío.

Francisco Contreras Molina



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


Invoca a María II

Sin categoría No hay comentarios »

¿Quién podrá tanto alabarte
según es tu merecer?
¿Quién sabrá tan bien loarte
que no le falte saber?
Pues que para nos valer
tanto vales,
da remedio a nuestros males.
¡Oh madre de Dios y hombre!
¡Oh concierto de concordia!
Tú, que tienes por renombre
Madre de misericordia;
pues para quitar discordia
tanto vales,
da remedio a nuestros males.

Juan de la Encina



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


Invoca a María I

Sin categoría No hay comentarios »

¡Oh tú que te sientes lejos de la tierra firme, arrastrado por las olas de este mundo, en medio de las borrascas y de las tempestades, si no quieres zozobrar, no quites los ojos de la luz de esta Estrella, invoca a María!.

En los peligros, en las angustias, en las dudas, piensa en María, invoca a María. No se aparte María de tu boca, no se aparte de tu corazón; y para conseguir los sufragios de su intercesión, no te desvíes de los ejemplos de su virtud.

“No te extraviarás si la sigues, no desesperarás si la ruegas, no te perderás si en Ella piensas. Si Ella te tiende su mano, no caerás; si te protege, nada tendrás que temer; no te fatigarás, si es tu guía; llegarás felizmente al puerto, si Ella te ampara.

San Bernardo

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


mártires de argelia

Sin categoría No hay comentarios »

El gozo en el señor es mi fortaleza

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


Salmo y VII

Sin categoría No hay comentarios »

Una cosa pido al Señor,
eso buscaré:
habitar en la casa del Señor
por los días de mi vida;
gozar de la dulzura del Señor,
contemplando su templo.

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


salmo VI

Sin categoría No hay comentarios »

crea en mi un corazón puro, renuévame por dentro con espíritu firme

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


salmo V

Sin categoría No hay comentarios »

mi corazón y mi carne retozan por el Dios vivo



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


salmo IV

Sin categoría No hay comentarios »

El Señor es el lote de mi heredad y mi copa;
mi suerte está en tu mano:
me ha tocado un lote hermoso,
me encanta mi heredad

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


Salmo III

Sin categoría No hay comentarios »

Como busca la cierva corrientes de agua así mi alma te busca a ti, Dios mío, tiene sed del Dios, del Dios vivo. 

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


salmo II

Sin categoría 1 Comentario »

mi alma te ansía de noche, mi espíritu madruga por ti

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


Salmo

Sin categoría No hay comentarios »

Yo te amo, Señor, tú eres mi fortaleza

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo


Itaca

Sin categoría No hay comentarios »

Desde fuera

¿Quién sería el extraño que quisiera
conocer un paisaje como éste?
Desde fuera, la isla es infinita:
una vida resultaría escasa
para cubrir su territorio.

Desde fuera.

Pero Ítaca está dentro, o no se alcanza.
¿Y quién querría descender al fondo
de un silencio más vasto que el océano?
Silencio son sus habitantes,
silencio y ojos hacia el mar.

Desde fuera
las aguas son caminos
desde la playa son sólo frontera.
¿Y quién sería el torpe navegante
que entraría en un puerto sin faro?

Desde fuera, los dioses nos contemplan.

Desde aquí, no hay un pecho
capaz de cobijarlos:
los dioses son palabras; con el silencio, mueren.
¿Alguna vez la isla fue distinta?

Quién lo puede saber desde el aturdimiento.
Sin palabras, sin dioses, Ítaca es sólo el mar.

Francisca Aguirre

 



Escrito por Nano Crespo Bio de  Nano CrespoEntradas escritas por Nano Crespo