Día de la Vida Consagrada

El testimonio que puede atraer verdaderamente es aquél relacionado con las actitudes que no son ls habituales: la generosidad, el desapego, el sacrificio, el olvidarse de sí para ocuparse de los otros. Este es el testimonio , el “martirio” de la vida religosa. Y para la gente es un signo de alarma, se interrogan: “¿qué está sucediendo?¡Esas personas me dicen algo! ¡Esas personas van más allá del horizonte mundano!”
Francisco

Deja una respuesta