2 comentarios en «Ascensión»

  1. La experiencia que tuvieron los discípulos de la ascención, unida a la resurrección, tiene mucho que decirnos a nosotros hoy.
    Por la entrega redical de Jesús, con todas sus consecuencias, incluso la de la muerte, dice Dios: “ahí estoy yo”. Por eso dirá Pablo que lo levantó sobre todo y le dió le ‘nombre sobre todo nombre’. Por eso Dios no deja que la vida de su hijo termine con un muerte cruel, sino que le da una vida en plenitud. Y a ella también nos llama a nosotros.
    Y esos ángeles que dicen “¿Qué hacéis ahí mirando al cielo?” nos sacan de nuestro anonadamiento y nos invitan a continuar la tarea de Jesús de Nazaret, a dejarnos ungir por el mismo Dios para sanar a los enfermos, vendar los corazones desgarrados, anunciar la libertad a los oprimidos, el año de gracia del Señor… en definitiva, que Dios quiere que seamos felices.

Deja una respuesta